Header Ad

Categories

  • No hay categorías

Most Popular

Most Viewed

El Clarquetazo – Halloween

El tan esperado Regreso de Michael Myers ha llegado con Halloween, película dirigida por David Gordon Geen —con la asesoría del creador de la saga: John Carpenter— y la productora Blumhouse. Este filme es la secuela directa de la película de 1978 —borrando el canon de todas las cintas anteriormente realizadas—. La historia inicia con un grupo de podcasters que van al internado Smith’s Grove Sanitarium para entrevistar al siniestro asesino de la noche de brujas. Al llegar, el doctor Ranbir Sartain les dice que Myers es maldad puro, pero los periodistas siguen avanzando hasta poder verlo encadenado (todo esto en una escena hermosa con un tono blanco, donde un cuadrado restringe el paso a las personas por su seguridad). El reportero Aaron Korey saca de su bolsa la máscara blanca de Myers buscando una reacción por parte de él pero el psicópata no se mueve. Los demás locos empiezan a alterarse y a tener un comportamiento violento. El doctor les dice que en los cuarenta años que lleva encerrado, Myers no ha exclamado ni una sola palabra.

Los reporteros se van decepcionados al no tener ningún resultado. Posteriormente van a entrevistar a Laurie Strode, que vive recluida en una granja solo para ser rechazados de mala manera. Laurie es una mujer traumada y aguerrida que se preparó en estos cuarenta años para enfrentar al slasher y ella misma poder matarlo. Jamie Lee Curtis luce una actuación creíble de su personaje, de una sobreviviente que ha sufrido los estragos de aquel enfrentamiento aunque vive amargada y presa de la paranoia.

Michael Myers es trasladado a un centro de máxima seguridad. Encadenado, sube al autobús y el doctor Sartain lo acompaña diciéndole al guardia que mientras sea su paciente no lo dejará hasta que lleguen a su destino donde será recluido de por vida. Laurie lo observa desde su auto, su hija Karen y su nieta Allyson, viven lejos de ella ya que El Estado la separó de su hija al saber que la entrenaba en el uso de armas. Una camioneta surca la carretera cuando al dar la vuelta se detienen para descubrir que el autobús, lleno de enfermos mentales, se ha volcado. Algunos deambulan, otros gritan y otros balbucean incoherencias. Los ocupantes se bajan, Myers escapa en el vehículo para ir en busca de los periodistas y quitarles su legendaria máscara de color blanca. Cuando los encuentra, libera toda su furia y al eliminarlos se coloca su preciada máscara. Está listo para ir tras Laurie y saldar cuentas con ella y su familia. Allyson desmiente que Michael y su abuela sean hermanos explicando que eso fue solo un invento de la prensa.

En el pueblo de Haddonfield, el slasher asesina a varias personas en su día especial: la noche de Halloween. Usando un cuchillo como arma, Myers es una máquina asesina que solo piensa en una sola cosa: matar. Myers no descansará hasta ejecutar a su víctima. La policía se muestra incompetente al no ser capaz de atrapar al peligroso fugitivo y dejarlo todo en manos de Laurie.

La película es entretenida, se retoma el tema musical de la primera entrega, por desgracia despojar a Myers de sus poderes sobrenaturales que le dan invulnerabilidad, lo hace ver como un humano cualquiera, solo con ansias de matar, no como esa entidad maligna y perversa, que en la noche de Halloween se siente libre para saciar su sed de sangre.

El filme funcionaría bien si fuera el inicio de una franquicia bajo la premisa de un psicópata que persigue a sus víctimas hasta matarlas. Eso nos daría momentos de mucha tensión, pero es una historia que no aporta mucho como secuela, sino que deja muchas interrogantes. ¿Cómo llegó Myers al centro psiquiátrico? si en la primera se escapa. ¿Cómo logró voltear al autobús? o ¿por qué Michael Myers tiene la obsesión de ir por la victima que le sobrevivió aquella terrible noche?

Lo importante y valioso o con lo que uno se queda, es que a pesar de ser una secuela directa de la del año de 1978 para borrar todas esas secuelas, eso no impide que ellas existan y se disfruten como una película de terror. Y para terminar deseo contar de cómo se originó la máscara de Michael Myers del filme de 1978. Se usó una máscara del capitán Kirk de la serie de Star Treck modificando su aspecto, como pintarla de blanco, le quitaron las cejas y las patillas. Los ojos los recortaron haciéndolos más grande y por último la despeinaron.

Por Tomás Pacheco Estrada.

A %d blogueros les gusta esto: